Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.
Pasar al contenido principal
We strive to make our website accessible and enjoyable for all users, however if there is informations you cannot easily access, please call a Salomon customer service agent at customer-phone-number or contact us through the contact form
Tips

encuentra los productos y todo el asesoramiento que necesitas para tu deporte

Cómo limpiar las zapatillas de running


Limpiar las zapatillas de running no es solo cuestión de estética. Es importante también por cuestiones de higiene y durabilidad. En este artículo, te damos una serie de consejos prácticos.

sucia sense flow para hombre
sucia sense flow para mujer


Sigue los siguientes pasos para limpiar tus zapatillas:

Duración: menos de 10 minutos

Materiales: un fregadero o lavamanos con agua corriente, un cepillo de cerdas suaves, y espray desinfectante y un producto de impermeabilización si es necesario.

  • Si tus zapatillas de running están muy sucias, retira todo el barro y la suciedad que puedas cuanto antes mejor enjuagándolas, por ejemplo, debajo de una fuente o en un riachuelo. El barro es mucho más fácil de limpiar cuando todavía está húmedo. También es recomendable sacudirlas golpeando una suela contra la otra: sujeta primero las zapatillas por los talones y luego por las puntas.

--- Descubre nuestras zapatillas de running sobre asfalto para MUJER | para HOMBRE
--- Descubre nuestras zapatillas de trail running para MUJER | para HOMBRE 

Cuando llegues a casa:

  • Saca las plantillas de las zapatillas, enjuágalas y ponlas a secar en un lugar bien ventilado.
  • Afloja los cordones o Quicklace™.
  • Enjuaga las zapatillas con agua corriente. Utiliza un cepillo de cerdas suaves o una esponja para limpiar el barro y la suciedad en caso de que sea necesario.
  • Si las zapatillas cuentan con una membrana tipo GORE-TEX, puedes aplicarles un tratamiento para restaurar la impermeabilización del exterior con un espray o esponja concebidos especialmente para ello. En ambos casos, sigue las instrucciones del producto para saber en qué momento del proceso de limpieza tienes que aplicar el tratamiento.
  • Después de lavar las zapatillas, ¡secarlas bien es clave! Deja las zapatillas en un lugar bien ventilado, a temperatura ambiente. No las expongas a la luz solar directa ni las dejes cerca de una fuente de calor, como un radiador.
  • Un consejo para acelerar el proceso de secado: mete papel de periódico dentro de las zapatillas.
  • Asegúrate de que las zapatillas estén completamente secas antes de volver a colocar las plantillas y de atar los cordones.
  • Si todavía huelen mal, rocíalas por dentro con un espray desinfectante o desodorante.


No metas nunca unas zapatillas de running en la lavadora ni utilices ningún detergente en polvo ni jabón para lavarlas, puesto que podrías estropearlas.

Entre sesiones de running, nunca metas las zapatillas en una bolsa de plástico o en un armario; guárdalas en un lugar seco, abierto, bien ventilado y resguardado de la luz solar y... ¡de los roedores! ;-)

sucia sense ride 3

¿Con qué frecuencia debería limpiar mis zapatillas?

Después de cada sesión de running:
- Saca las plantillas de las zapatillas.
- Deja las zapatillas en un lugar abierto, seco y bien ventilado.


Después de pisar barro (que suele suceder en salidas de trail running) o si las zapatillas están sucias:
- Retira todo el barro que puedas antes de que se seque.
- Límpialas con agua tal y como se detalla más arriba.
- Insistimos: ¡recuerda que es importante que se sequen bien!

--- Descubre nuestras zapatillas de running para MUJER | para HOMBRE
--- Descubre nuestras zapatillas de trail running para MUJER | para HOMBRE


¿Por qué es necesario limpiar las zapatillas?

Limpiar tus zapatillas de running (o cualquier otro tipo de zapatillas) es una parte importante de las medidas de cuidado de tu calzado para que te dure más. Por ejemplo, el barro seco forma una costra que hace que el material exterior se vuelva rígido. En estas condiciones, dicho material se desgasta mucho más rápido en los puntos donde se marcan los pliegues. La suciedad también puede penetrar en las fibras del material, lo que genera desgaste mecánico.

La transpiración de los pies crea un entorno húmedo que facilita la proliferación de bacterias. Este proceso genera malos olores que, en cuestión de poco tiempo, pueden ser muy desagradables o incluso insoportables. Ahora bien, ventilar tus zapatillas después de cada salida suele ser suficiente para minimizar los malos olores.

Zapatos de secado

Cómo guardar las zapatillas de running

Al final de la temporada (o cuando decidas que vas a aparcar tus zapatillas durante unos meses) enjuágalas bien y déjalas secar completamente.

Saca las suelas y guarda las zapatillas en un lugar abierto y resguardado de la humedad y la luz solar. ¡No las metas en una bolsa de plástico ni en una caja hermética! Tampoco las guardes en armarios donde no circule el aire, ni en el interior de cajones o bolsas de deporte.

Nuestro último consejo para mantener tus zapatillas limpias es que te pongas un par de calcetines limpios cada vez que salgas a correr. Y no olvides que corras donde corres, siempre deberías llevar unas zapatillas concebidas especialmente para correr, y no tus zapatillas del día a día. Así dispondrán de suficiente tiempo para secarse por completo y para que la espuma recobre sus propiedades entre una sesión y otra.

Descubre todas nuestras zapatillas para MUJER

Descubre todas nuestras zapatillas para HOMBRE