Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.
Pasar al contenido principal
We strive to make our website accessible and enjoyable for all users, however if there is informations you cannot easily access, please call a Salomon customer service agent at customer-phone-number or contact us through the contact form
Tips

encuentra los productos y todo el asesoramiento que necesitas para tu deporte

Medidas especiales debidas a la situación del COVID-19.
PARA SABER MÁS

Siendo los ávidos corredores que somos, Salomon plantea estas preguntas:

¿Por qué nos encanta tanto correr? ¿Por qué nos encanta pisotear el asfalto durante horas y en las mismas carreteras? ¿Por qué nos encanta exigirnos correr 10, 20 o 50 kilómetros? ¿Por qué nos molestamos en abrirnos paso entre la gente por las aceras y volver a casa calados tras haber corrido con lluvia?

Solo tú conoces la respuesta.

Pero, si necesitas un poco de inspiración a medida que los días van siendo más largos, las temperaturas empiezan a subir y las zapatillas de running empiezan a llamarte, ve el siguiente vídeo. Cuando termines de ver el vídeo, sigue leyendo para descubrir por qué los deportistas de Salomon adoran correr.

Al correr se desatan cantidad de emociones, desde las primeras zancadas de calentamiento hasta la sesión de estiramientos tras la carrera (si te acuerdas de estirar). Además, con una buena carrera puedes experimentar tantas emociones como durante un día completo. El entusiasmo del principio. El sosiego que produce colocar un pie delante del otro. La lucha por llevarte hasta tus límites físicos. Y, por último, el alivio, la satisfacción y la felicidad de haber acabado. Otros simplemente corren por la sensación de logro que produce completar una carrera en una marca deseada.

Hemos preguntado a los runners de Salomon por las emociones que ellos sienten mientras corren. Según Thibaut BARONIAN, pueden ir de malas a increíbles: «¡Siento un montón de cosas! Desde euforia total hasta dolor agudo, pero, sobre todo, siento bienestar por haberme exigido algo complicado». Eli-Anne DVERGSDAL tiene una opinión similar: «Me pasan muchas cosas por la cabeza durante una carrera. A veces, me siento cansada. Otras, siento que mi cuerpo tiene ganas de moverse y puedo aguantar más y moverme más rápido. Sin embardo, en todas ellas estoy feliz por correr, esté cansada o llena de energía». Para Davide MAGNINI, joven corredor y ganador del Maratón del Mont Blanc y de la Dolomyths Run de 2019, el running es una forma de superarse a sí mismo: «Después de correr, me siento satisfecho y totalmente renovado, tanto física como psicológicamente; la imagen que tengo de mí mismo cobra fuerza y positividad, el estrés desaparece y mis ánimos se disparan».